Existen muchos tipos de calderas pero de entre todas ellas, las calderas comunitarias de gas natural son las mejores por sus múltiples ventajas especialmente porque se trata de un sistema de calefacción más eficiente y seguro. Como expertos en instalación de calderas comunitarias en Zaragoza hoy queremos mostrarte cómo funciona este tipo de caldera de gas natural y los factores que la convierten en la mejor solución a la instalación de gas en una comunidad de vecinos.

La ventaja de la eficiencia en las calderas comunitarias de gas natural es que funcionan mediante un sistema que permite llevar el agua caliente a cada vivienda suponiendo así un mayor ahorro para los vecinos tanto en la factura como en el mantenimiento. Además, se consigue un rendimiento mucho más alto al no tener que apagar la caldera, ya que no es individualizada, el impacto medioambiental en mucho menor y el espacio que ocupan estas calderas es también más reducido que las de gasoil.

Es importante saber que a pesar de las ventajas que destacamos en las calderas comunitarias en Zaragoza que funcionan por gas natural, una nueva normativa obliga a las comunidades de vecinos a descentralizar sus calderas de forma que ahora habrá que instalar unos contadores individuales para cada vivienda. Así, cada vecino pagará según su consumo pretendiendo fomentar así el consumo responsable y el ahorro.

Puede que en algunas ocasiones no sirva solo con la instalación de estos contadores, sino que será necesario cambiar la instalación completa. Todo dependerá de los años que tengan la caldera comunitaria, su instalación o el estado en que se encuentre. Algunas compañías de suministros ofrecen ofertas dirigidas a las comunidades de vecinos, como hacemos en Gasiman desde donde ofertamos un plan especial por el que sale más barato este consumo de gas incluyendo en el paquete tanto la calefacción como el agua caliente por un precio fijo cada mes. Llámanos e infórmate.